Fechar Notificações

Não perca mais nada!

Ative as notificações do blog para ser avisado sempre que tiver conteúdo novo!

Fechar Newsletter

JUNTE-SE A MILHARES DE EMPREENDEDORES DIGITAIS!

Receba os melhores conteúdos para crescer seu negócio online.

Fechar Black Week Hotmart

Black Week Hotmart - Del 25/11 al 01/12. ¡Inscríbete y entérate de todas las ofertas especiales antes que los demás!

Quiero inscribirme

¿Cómo hacer tu video presentación?

¿Cómo hacer tu video presentación?

9 consejos para usar recursos audiovisuales

Al contrario de lo que muchos piensan, un video presentación no necesita ser más aquella experiencia tan aburrida del pasado.

Con el uso de recursos multimedia, como los vídeos, es posible perfeccionar la transmisión de informaciones al público y mantenerlo comprometido de forma eficaz.

¿Ya pensaste en usar vídeos en tus presentaciones? El proceso parece más complicado de lo que realmente es.

De hecho, solo requiere una buena planificación de tu parte para elegir la pieza audiovisual y cómo se encajará con el resto de tu contenido.

Un video puede transformarse en varios formatos diferentes, atendiendo a los objetivos distintos y segmentos de público muy variados. Es decir, tienes mucho a ganar al incluirlos en tus presentaciones.

En este post, comprenderás cómo hacer un video presentación y cautivar a tu audiencia.

9 consejos para usar vídeos en tu presentación

Por más que usar vídeos en tu presentación sea una excelente manera de atraer la audiencia y complementar tu contenido, es necesario tener cuidado al planificar este aspecto.

Al fin y al cabo, una elección equivocada puede perjudicar tu material, teniendo el efecto contrario de lo que se espera.

¿Quieres implementar esta idea de forma correcta? Sigue estos 9 consejos para saber hacer tu video presentación:

Índice
  1. Utiliza los formatos de video correctos;
  2. Incluye vídeos relevantes;
  3. Encaja los vídeos a la narrativa;
  4. Considera la duración de los vídeos;
  5. Pon atención a la necesidad de streaming;
  6. Usa vídeos bien producidos;
  7. Aclara el contexto del vídeo
  8. Nivela el nivel del audio;
  9. Monitora las reacciones del público.

1. Utiliza los formatos de video correctos

Uno de los principales beneficios de trabajar con audiovisual es que tu contenido puede adoptar diversos formatos diferentes, dependiendo de tus objetivos y del público objetivo de tu presentación.

Un video puede ser una entrevista, un documentario o un cortometraje de ficción.

Por eso, es necesario definir el tipo de video que deseas incluir en tu presentación. Al fin y al cabo, el formato impacta en el contenido y, así, promueve cambios significativos en la información transmitida en tu video presentación a tu audiencia.

2. Incluye vídeos relevantes

Tu intención de incorporar vídeos en la presentación debe partir de su relevancia en relación con el contenido.

Si no tienen relación con el tema discutido ni pueden contribuir positivamente para la presentación, no deben ser incluidos.

Se trata de un ejercicio muy importante a ser hecho, ya que pone los elementos de tu presentación bajo perspectiva.

Analiza con cuidado tu propuesta y considera qué tipo de valor estos vídeos pueden proporcionar al contenido.

3. Encaja los vídeos a la narrativa

Una presentación de calidad debe fluir como un buen libro o una película.

La narrativa es muy importante para mantener la audiencia con engagement para que la información se transmita de forma exitosa.

Por lo tanto, aún en la etapa de planificación, intenta verificar las oportunidades disponibles para insertar los vídeos. Estos deberán tener en cuenta alguna necesidad de contenido, así que, deben aparecer de forma orgánica.

4. Considera la duración de los vídeos

Es muy importante tener cuidado con la duración de los vídeos que quieres utilizar en tus presentaciones. Ya que, una elección equivocada en este sentido puede comprometer el ritmo y perjudicar el mensaje que se transmite.

Lleva en cuenta el tiempo estimado para la presentación y las brechas que están disponibles para insertar tus vídeos.

Si no hay compatibilidad, considera la posibilidad de editar los vídeos en versiones más cortas y resumidas.

5. Pon atención a la necesidad de streaming

Una de las formas de incluir vídeos en tu presentación es con el streaming, con el uso de sitios web como YouTube o Vimeo. Sin embargo, a pesar de representar una conveniencia, este método también puede traerte dolor de cabeza.

¿Qué pasa si no tienes acceso a Internet en el lugar de la presentación o si está fallando? El video no se reproducirá adecuadamente.

De esta manera, asegúrate de que el espacio tenga una conexión de calidad y, si es posible, ten como plan B una versión de la video presentación guardada en tu computadora.

6. Usa vídeos bien producidos

Incorporar vídeos de baja calidad en tu presentación puede transmitir una imagen negativa de tu contenido para la audiencia.

Es por eso que debes poner no solo atención a la finalización de este material, como también a la resolución captada, la iluminación y la claridad del sonido.

Si eres el responsable por la producción del vídeo, es importante que priorices el uso de equipos de calidad para que no tener fallas de sonido e imagen.

Además, contrata a un equipo calificado para manejar la captación y la edición.

7. Aclara el contexto del vídeo

Como parte integrante de tu presentación, el video necesita tener su contexto aclarado para la audiencia para que ella pueda aprovecharlo mucho más.

Ofrecer una explicación preliminar es el camino para potenciar una buena impresión a este respecto.

No necesitas explicar todo el vídeo. En cambio, prepara el público al informar el motivo por el cual se presentará este material y cómo él ayuda a complementar lo que ya se ha discutido hasta ahora.

8. Nivela el nivel del audio

Un video sin sonido tiene mitad de sus funciones faltando, ¿verdad?

Si deseas trabajar con vídeos en tu presentación, necesitas garantizar que el audio esté funcionando correctamente.

Por cierto, presta atención especial no solo al archivo de video que será abierto como también a la estructura en la que la presentación será realizada con el fin de comprobar si hay un equipo de música disponible.

Busca aprender a configurarlo antes de comenzar para que tu video presentación se transmita ya en el volumen correcto.

9. Monitora las reacciones del público

Solamente podrás estar absolutamente seguro respecto del éxito de tu video presentación tras comenzar a realizarlo.

Luego, fíjate en la forma como el público está reaccionando a esto, poniendo también una atención especial a eventuales dificultades o fallas que puedan ocurrir.

A partir de estas informaciones, puedes perfeccionar la técnica para las próximas presentaciones y, así, contar aún con más calidad en el futuro.

¿Qué tal comenzar a implementar tus vídeos ahora mismo?

¿Has visto cómo hacer un video presentación es una excelente forma de hacerla más atractiva y generar que la audiencia se comprometa más?

Esto será decisivo para que tu contenido se transmita de forma eficaz y tus objetivos sean alcanzados.

Aprovecha los consejos anteriores para que no te equivoques al trabajar de esta forma y aprovecha también los beneficios de esta estrategia.

¿Te gustaron estos consejos y quieres comenzar a usar video presentaciones? Aprende a crear un video de alta calidad con recursos que están a tu alcance.

Nosso site utiliza cookies para melhorar sua experiência de navegação.