Fechar Notificações

Não perca mais nada!

Ative as notificações do blog para ser avisado sempre que tiver conteúdo novo!

Fechar Newsletter

JUNTE-SE A MILHARES DE EMPREENDEDORES DIGITAIS!

Receba os melhores conteúdos para crescer seu negócio online.

Fechar Black Week Hotmart

Black Week Hotmart - Del 25/11 al 01/12. ¡Inscríbete y entérate de todas las ofertas especiales antes que los demás!

Quiero inscribirme

Creando una estrategia de branding exitosa: ¿Qué es, por qué la necesitas y cómo diseñarla?

Creando una estrategia de branding exitosa: ¿Qué es, por qué la necesitas y cómo diseñarla?

Te presentamos una estrategia definitiva de fortalecimiento y destaque para tu marca.

¿Te has preguntado por qué los consumidores compran un producto de cierta marca, cuando tienen alternativas más económicas con características similares?

Más allá del precio o los beneficios del producto, existe una variable a considerar que detona el proceso de compra en la mente del cliente: Estamos hablando del branding, una de las principales estrategias de Marketing.

En el mercado existen dos tipos de marcas: las conocidas y las amadas. Las marcas amadas construyen relaciones estrechas y duraderas con su público, con lo cual, pueden competir con otras marcas en un aspecto diferente al precio, el producto, la oportunidad o la promoción.

Entonces, ¿cómo logran las marcas que su público las ame? Pues mediante el diseño y la ejecución de una estrategia de branding.

En este artículo conocerás qué es una estrategia de branding, por qué tu empresa debe trabajar en ella y cómo puedes crearla para obtener buenos resultados en tu comunicación con los clientes potenciales y actuales.

¿Qué es una estrategia de branding?

Según Husbpot, una estrategia de branding es el plan estructurado y a largo plazo que las empresas crean y ejecutan para posicionar su marca con objetivos específicos.

Una estrategia de branding es más que la elección de un nombre, el diseño de un logotipo y la selección de colores corporativos.

Por medio de la estrategia de branding, las empresas tienen la oportunidad de asociar y comunicar un conjunto de atributos y valores intangibles a su marca, con los que sus clientes pueden sentirse identificados.

De esta manera, la correcta realización de la estrategia de branding vinculará una imagen positiva para tu marca en la mente de tus consumidores.

¿Por qué hacer una estrategia de branding?

Con tantas marcas ofreciendo el mismo producto que tú, anunciando en los canales en que lo haces tú, intentando enamorar a tu audiencia, solo el branding hace posible construir un producto único.

La estrategia de branding, entonces, le ayuda a los consumidores a diferenciar los productos y preferir el tuyo sobre los demás.

Asimismo, potencia las percepciones positivas de la marca y su alcance en la psicología de los clientes de una forma más emocional que racional.

Por tanto, el branding poco habla de las características de los productos. Más bien comunica un elemento más poderoso: el propósito de la marca.

Alrededor del propósito, se asocian valores, creencias y hábitos que, al final, construyen lo que es una marca.

Es con estos factores, además del nombre y logotipo, que los consumidores te reconocen y diferencian. Incluso al punto de identificarse con ellos, creando lazos estrechos con la marca.

El Círculo Dorado: Humanizando la marca mediante un propósito

El Círculo Dorado, también conocido como Círculo de Oro, es una representación gráfica creada por Simon Sinek de la razón por la cual otras personas siguen, compran o creen en algo, sean otras personas, marcas u organizaciones.

Este modelo consiste en tres círculos: El más grande representa el “qué”, dentro de él hay uno mediano que contiene el “cómo”, y finalmente, el más pequeño que está dentro de los dos representa el “por qué”. Para que funcione, hay que verlo de adentro hacia afuera.

Antes de pensar en el producto, todos en tu organización deben establecer y comunicar por qué existe tu marca, por qué hacen lo que hacen, y por qué venden lo que venden. Así vivirán el propósito de la marca.

Este propósito sirve tanto para la comunicación interna de la compañía con los empleados, como externa con los consumidores, pues generará empatía, confianza y humanidad hacia la marca.

Cuando se piensa más allá de ganancias y dinero, tus colaboradores y clientes encuentran que hacen una diferencia trabajando para tu marca o comprando tus productos.

Todos, clientes y empleados, querrán ver tu propósito convertirse en realidad, pues se identifican con él. Mira por ejemplo el caso de 4Ocean, que se propone a reducir la contaminación de los océanos.

¿Cómo elaborar una estrategia de branding exitosa?

Ahora que reconoces la importancia de crear una estrategia de branding para tu marca, la pregunta que sigue es ¿cómo hacerla?

A continuación te explicamos 6 puntos clave para diseñar una estrategia poderosa orientada a resultados.

Conoce bien a tu buyer persona y brand persona

En estrategias de branding, no hay peor error que intentar agradar a todos. Al definir tu buyer persona, puedes encaminar tus esfuerzos de comunicación a un grupo de personas que sabes que se identificarán con tu propósito.

Además, puedes sacar provecho del concepto de brand persona, que es la personificación de la marca, su lenguaje y su forma de interactuar con los clientes.

Define los objetivos de la estrategia

Teniendo en cuenta el propósito y tu buyer persona, en este punto debes establecer qué pasos seguirás para atraer y convencer a nuevos clientes, o retener y fidelizar a los que ya tienes.

Analiza la situación actual de tu marca mediante un análisis DOFA y decide. ¿Necesitas aumentar el reconocimiento de marca?, ¿Hace falta cambiar la percepción de la marca asociando otros valores?, ¿Es momento de renovar la imagen?

Lo más importante es que tus objetivos deben ser SMART.

Crea la identidad de tu marca

Esta parte requiere una gran dosis de creatividad. Define el nombre, diseña el logotipo, elige los colores y la tipografía, escribe un eslogan inspirador, y sobretodo, piensa por qué valores quieres que tus clientes te reconozcan, es decir, crea tu propuesta de valor.

¿Quieres una marca juvenil, disruptiva, o quizá algo más tradicional? Piensa en valores que tengan concordancia con tu propósito de marca, y que sean afines a los de tu buyer persona.

Comunica tus diferencias y crea una experiencia única

Es momento de diseñar las piezas de comunicación con el lenguaje de marca: Imágenes, vídeos, copy, etc. Define los canales de comunicación que usa tu buyer persona, y en cada pieza, desarrolla tu propuesta de valor y tu storytelling.

Recalca esa combinación de atributos que hacen a tu marca única, y únela con los colores y tipografías que elegiste.

Que la autenticidad sea tu carta de presentación. Apela a la emoción para incrementar las percepciones positivas y humanas de tu marca para tus consumidores. Así, crearás una comunidad leal y promotora.

Sé consistente

En cada pieza de comunicación que produzcas, intenta encaminarla hacia tu propósito y tu brand persona. Que todos tus mensajes sean coherentes con los valores de tu marca.

Evita entrar en temas que no se relacionen directamente contigo o tu sector, especialmente si son temas polémicos que puedan perjudicar la imagen positiva que tanto has trabajado.

Puedes crear una guía de estilo que incluya los valores, los colores, las tipografías y el tono de voz. Y si quieres cambiar la que ya tienes, hazlo paulatinamente, sin olvidar la razón por la cual tus clientes te siguen.

Establece mecanismos de medición

Finalmente, establece las métricas que seguirás para conocer si tus esfuerzos están dando frutos.

Si bien es difícil medir la percepción que tiene una marca en la mente de los consumidores, existen algunos indicadores que muestran si tu estrategia de branding va por el camino correcto.

Número de menciones sobre la marca, alcance, interacciones en redes sociales, engagement y tráfico al sitio web son algunas de las métricas más comunes que miden el branding.

Define tus propias métricas en función de los objetivos que planteaste en el paso 2.

Elementos de una estrategia de branding exitosa

En resumen, tanto en la planeación como en la ejecución de la estrategia de branding debes tener en cuenta los siguientes elementos:

  • El propósito de marca
  • Tu buyer persona y brand persona
  • Los valores y atributos únicos de la marca
  • Apelar a la emoción en tus piezas de comunicación
  • La consistencia de comunicación en todos tus canales
  • La autenticidad

Conclusión

Diseñar y ejecutar una estrategia de branding es la única forma que tiene tu marca para crear un producto o servicio realmente único, que te diferencie de los demás y enamore a tus clientes.

Al establecer un propósito más grande que las ventas, asociar valores y atributos positivos y poderosos, y crear unos canales de comunicación coherentes, tanto tus clientes como tus colaboradores se sentirán orgullosos al comprar tus productos o trabajar para ti.

Al final, como diría Simon Sinek, la gente no compra lo que vendes, sino por qué lo vendes.

¡Así que manos a la obra y comienza a diseñar tu estrategia de branding ahora!

Nosso site utiliza cookies para melhorar sua experiência de navegação.