Cerrar Notificaciones

¡No te pierdas más nada!

¡Activa las notificaciones del blog para avisarte cuando hay un nuevo contenido!

Cerrar Newsletter

¡ÚNETE A MILES DE EMPRENDEDORES DIGITALES!

Recibe los mejores contenidos para hacer crecer tu negocio online

Cerrar Participa en nuestra formación presencial y aprende a vender más en menos tiempo

Participa en nuestra formación presencial y aprende a vender más en menos tiempo

¡Asegura tu lugar!

4 ideas para dar el primer paso en los pequeños negocios

4 ideas para dar el primer paso en los pequeños negocios

¡Entiende lo que te falta para transformar tu idea en una fuente de ingresos!

La falta de identificación con los empleos tradicionales sumada a la voluntad de ser el propio jefe ha llevado a un número cada vez mayor de personas a abrir pequeños negocios.

Este riesgo ha valido la pena, principalmente, para quienes aprovechan las oportunidades que el mercado digital ofrece.

¡Si lo que deseas es transformar tus habilidades en una forma de ganar dinero, el texto de hoy es para ti! ¡En él, vamos a compartir información importante para que te animes a dar el primer paso y abras tu pequeño negocio!

Ventajas de tener un negocio propio

Así como en cualquier empleo, tener un negocio propio tiene ventajas y desventajas.

Sin embargo, para quien busca libertad y control sobre la vida profesional, la rama de los pequeños negocios puede ser el camino más prometedor.

¡Conoce ahora algunas de las ventajas que atraen a tantas personas al emprendimiento!

1. Tener autonomía

Al ser dueño de tu propio negocio, tienes autonomía para decidir el horario y lugar de trabajo, las estrategias, los objetivos y tu modo de trabajar.

Por supuesto que eso no quiere decir que estás totalmente libre de burocracias y quehaceres desagradables, pero tener control sobre tu vida profesional ya es una ventaja muy atractiva, ¿no es así?

2. Trabajar en lo que te gusta

Para que tu negocio sea más que una forma de ganar dinero, lo ideal es que trabajes en algo que te guste.

Cuando actuamos en un área que tenemos afinidad, es mucho más placentero dedicar horas y horas de nuestros días a aquello que hacemos.

Si te gusta trabajar con animales, por ejemplo, puedes explorar el mercado de mascotas para lograr hacer de tu pasión una fuente de ingresos.

3. Tener más tiempo para la familia

Por ser una profesión que permite más autonomía, puedes organizar tu período de trabajo para abrir espacio en la agenda y encajar otras actividades, como pasar más tiempo con la familia.

En los empleos tradicionales, con horarios de trabajo rígidos y predefinidos, a menudo es difícil conciliar compromisos personales con vida profesional.

Como emprendedor, tú defines cuándo y cómo vas a trabajar.

Si deseas llevar a los hijos a la escuela por la mañana o almorzar con tus padres más veces durante la semana, simplemente organizas tu agenda de trabajo para ello.

En ese formato de trabajo, nada impide que, a plena luz, le dediques algunas horas del día a cuestiones personales, siempre y cuando puedas organizarte para que las actividades profesionales no sean perjudicadas por ese motivo.

4. Poder trabajar desde donde quieras

La movilidad es otra ventaja que destaca, principalmente, para quien opta por el emprendimiento digital.

Si todo lo que necesitas para trabajar es un ordenador y acceso a Internet – y, a lo sumo, algún otro instrumento de fácil transporte, como cámara, micrófono, celular, etc. – tu trabajo se puede hacer independientemente de tu ubicación.

Esta flexibilidad de los pequeños negocios te permite trabajar en casa mientras viajas, en espacios de coworking o en cualquier otro lugar.

La importancia de formalizar tu negocio

Para que puedas aprovechar de la mejor manera posible las ventajas de ser un micro emprendedor, es importante que formalices tu empresa.

Con la formalización, tu negocio pasa a tener un número de registro comercial y el permiso legal adecuado para su funcionamiento, autorización para emitir facturas y más posibilidades de lograr límites mayores de crédito.

Además, tienes derecho a beneficios sociales, como bonus por maternidad, jubilación por edad e invalidez, ayuda en casos de enfermedad y pensión por muerte.

Otro punto positivo de formalizar pequeños negocios se refiere a los impuestos. En algunos países el emprendedor queda exento de algunos impuestos y tiene un costo mensual fijo y bajo con algunos tributos.

Por último, las pequeñas empresas formales tienen más credibilidad en el mercado, lo que ayuda en el desarrollo, el reconocimiento y, por supuesto, en las ventas.

Para registrarte como micro emprendedor, puedes dirigirte a los organismos de Estado competentes y rellenar las informaciones solicitadas. Aquí te dejamos algunos enlaces donde puedes encontrar informaciones interesantes sobre el registro y los beneficios por país: Colombia, México, España, Chile, Argentina, Perú.

Tipos de empresas

Puedes convertirte en un micro emprendedor individual o formalizar tu negocio como microempresa (pyme). Cada uno de estos formatos tiene requisitos y condiciones específicas por cada país de acuerdo a los funcionarios e ingresos.

Depende de ti elegir el modelo que atiende mejor tus necesidades.

4 ideas de negocios para empezar con poco dinero

Si te gustó lo que has leído hasta aquí, debes haber notado que los pequeños negocios son una buena manera de empezar a emprender.

A continuación, mira algunos segmentos que están en alza para comenzar un nuevo negocio.

1. Alimentación

Si te gusta y sabes cocinar, puedes utilizar tus habilidades para empezar a trabajar en ese nicho.

Puedes elegir un segmento, como alimentación vegana, low carb o regional, por ejemplo, y escribir un libro – físico o digital – con recetas interesantes y atractivas para tu audiencia.

¡Montar un taller o curso de cocina también es una buena opción!

Si se te da bien lo de transmitir informaciones, puedes crear módulos con consejos y tutoriales de técnicas o recetas.

Si la idea es vender las comidas que haces, ¿qué tal invertir en un delivery?

De esta manera logras cocinar en tu propia casa, sin necesidad de gastar con la compra o alquiler de un espacio, y vender por encargo. Este formato requiere una baja inversión inicial y puede ser la estrategia ideal para que puedas lanzar tu marca en el mercado y ver cómo responden los consumidores.

2. Belleza y estética

Habilidades en las áreas de manicura, corte de pelo, peinados, depilación, peluquería y maquillaje también pueden llevarte a la creación de pequeños negocios exitosos.

Puedes comenzar con los servicios a domicilio y usar las redes sociales para hacer publicidad, promocionar tu trabajo y atraer a nuevos clientes.

Aprovechar tu conocimiento para crear cursos de belleza y estética también puede rendir grandes frutos. En este caso, puedes optar tanto por clases online, como presenciales.

La gente está cada vez más interesada en consumir algo que facilite sus vidas y, aprender a hacer su propio maquillaje, por ejemplo, puede ser interesante.

Abrir un salón de belleza también es una opción para actuar en el mercado de la estética. La idea demanda una inversión un poco más alta, sin embargo, puedes comenzar en un espacio dentro de casa y, según el número de clientes vaya aumentando, invertir en mejoras y ampliaciones.

3. Educación

Trabajar en el sector educación es una posibilidad tanto para aquellos que tienen experiencia como profesor como para quienes tienen un conocimiento específico y desean compartirlo.

Si tienes experiencia en las materias escolares como lenguaje y matemáticas, puedes utilizar tus conocimientos para dar clases presenciales o clases online.

Si no eres profesor, pero sabes muy bien sobre algún tema, como por ejemplo, plantas para casas, también puedes invertir en ese mercado y empezar a compartir tu conocimiento con el público interesado.

Otra opción es la consultoría, a través de la cual utilizas tu sabiduría en determinado asunto para ayudar a las personas en su desarrollo personal o profesional.

3. Negocios digitales

Todos los nichos que mencionamos hasta ahora son excelentes opciones para quien desea crear pequeños negocios y empezar a ganar dinero por su cuenta.

Sin embargo, el mercado de negocios digitales se considera aún más prometedor. Los productos digitales, normalmente, tienen un costo inicial bajo, son más accesibles debido al alcance de Internet y tienen la capacidad de alcanzar a un público enorme, rápidamente.

Son varias las opciones y puedes elegir la que más se adapte a tu perfil y a tu negocio.

Ecommerce

¿Produces objetos artesanales, como cosméticos, productos decorativos o accesorios?

Al crear un ecommerce, amplías considerablemente el alcance de tus productos y puedes conseguir clientes que nunca conocerían tu trabajo si no fuera por Internet.

Otra manera de trabajar con una tienda virtual es a través de la reventa de productos de otras marcas y tiendas.

Si no tienes habilidades artesanales o no tienes la intención de producir algo para vender, este formato puede ser el ideal, a pesar de involucrar cuestiones como la selección de productos y la administración de inventario.

Afiliado

El trabajo de Afiliado consiste en recomendar productos o servicios para recibir comisiones sobre las ventas.

Este es un trabajo que muchas personas hacen para ganar dinero extra. Sin embargo, es totalmente posible trabajar íntegramente como Afiliado y hacer de esto tu profesión.

Para crear una cuenta gratuita y empezar a trabajar, basta con tener más de 18 años, un documento de identidad, correo electrónico válido y cuenta en PayPal o HotPay.

Si tienes un blog o página, trabajar como Afiliado es aún mejor. Utiliza tu autoridad en los asuntos que compartes para indicar productos que se alineen a tus valores y los de tu empresa.

Influencer digital

Influencers digitales son personas que producen contenido para Internet y, por ser reconocidas como autoridades en sus nichos de actuación, influencian los comportamientos de sus seguidores.

En un blog, canal en YouTube o perfil en Instagram y demás redes sociales, son responsables de dictar reglas en el mercado en que actúan, ya que son vistos como referencia en ese asunto.

Para ganar dinero en esa área es necesario, entonces, ganar credibilidad y confianza de los usuarios, para que entiendan las ventajas de obtener los productos y servicios que tú les recomiendas.

Una de las posibilidades de generar ingresos como influencer digital es el uso de herramientas de anuncio como Google Adsense. Puedes trabajar también con un programa de afiliados, como mencionamos en el ítem anterior.

(Para profundizar en ese asunto, dale un vistazo a este post, más consejos de negocios lucrativos que no necesitan de inversión inicial).

5 pasos esenciales para abrir un negocio propio

Ya conoces las ventajas de invertir en pequeños negocios, la importancia de formalizar tu empresa y has visto algunas maneras de emprender, incluso con poco dinero.

Ahora, vamos a hablarte de 5 pasos fundamentales que debes seguir para abrir tu propio negocio con éxito.

1. Planificación financiera

Por más que tu negocio necesite poca inversión inicial, una buena planificación financiera es esencial para que todo salga bien y para evitarte dolores de cabeza.

Coloca en una hoja de cálculo todos los gastos que tendrás al principio y ten en cuenta que los imprevistos pueden ocurrir.

Tener un dinero reservado puede salvarte ante gastos inesperados o si los resultados demoran un poco más de lo que te imaginabas.

Si tienes un trabajo y deseas dejarlo para comenzar tu jornada de emprendedor, asegúrate de que el dinero que tienes será suficiente para todos tus gastos en los próximos meses.

El emprender puede traer muchas ganancias, pero es un proceso largo, que demanda paciencia y organización.

2. Estudio de mercado

Comenzar un negocio sin conocer tu mercado es el camino correcto para el fracaso.

Antes de abrir tu empresa, define bien el nicho en el que actuarás y estudia todo sobre tu mercado y público objetivo. Comprende sus dolores y necesidades para saber exactamente lo que puedes hacer para solucionarlas.

No dejes de conocer a tus competidores. Investiga todo lo que están haciendo y observa lo que está funcionando, lo que no está agradando y cuáles son las brechas.

Tu negocio se puede crear a partir de algo que el público necesita, pero no encuentra en la competencia.

3. Creación del producto o servicio

Crear o elegir buenos productos y servicios es la clave para tener un negocio de calidad.

Por eso, invierte en ítems diferenciados y que realmente le agreguen valor a tu público.

Si tu idea es revender productos, haz una buena selección y asegúrate de tener un inventario inicial, para que tengas por dónde empezar y no corras el riesgo de no entregarle nada a los clientes.

4. Promoción

No sirve de nada dedicarse arduamente a la producción y creación de un negocio y pecar en la promoción. Sin presentárselo adecuadamente a las personas, corres el riesgo de tirar por la borda todo tu esfuerzo.

Antes de comenzar, descubre los canales de comunicación en los que tu audiencia está más presente y mira el tipo de enfoque que trae los mejores resultados.

Recuerda también no hacer solo ofertas directas y agresivas de tu producto. Comparte contenidos educativos y atractivos para que la gente reconozca el valor de tu negocio y se interese por lo que tienes que ofrecer.

5. Ventas

¡Finalmente llegó la hora de vender!

Quien abre un negocio propio, la mayoría de las veces, comienza realizando todas las tareas, principalmente por no tener condiciones financieras de contratar funcionarios.

Por eso, es importantísimo esforzarte al máximo para ser un buen vendedor, aunque no tengas ninguna experiencia en el área.

Saber negociar, comunicarse claramente, usar bien las herramientas del medio digital y comprender las objeciones e intereses de tu audiencia te ayudará a hacer buenas ventas y comenzar a generar dinero con tu negocio.

¿Estás interesado en empezar a ganar dinero en Internet? Continúa aprendiendo sobre el emprendimiento digital con nuestro paso a paso completo para crear un negocio online.

Nuestro sitio utiliza cookies para mejorar tu experiencia de navegación.